La bala atrapada

1bulletpose.jpg

 

Suele decirse que el ilusionismo es la reina de las artes. El mago ofrece sorpresa y sonrisas, pero detrás de muchos de sus juegos se esconde ciencia y técnica. El mago, aparentemente, parece saltarse las leyes de la naturaleza. Pero en realidad las utiliza para hacer creernos creer que es capaz de hacerlo. Solo que, a veces, esa misma técnica puede provocar una desdicha.

Eso ocurrió la tarde del 23 de marzo de 1918. El Teatro Wood Green Empire de Londres se encontraba repleto. El público estaba encantado con el show mágico que presenciaban. A mitad de función sonó un redoble. Un par de hombres armados con mosquetes salieron a escena. Al otro lado se encontraba el mago Chung Ling Soo sosteniendo un plato delante de su cuello. Los mosqueteros dispararon y el mago cayó al suelo, sangrando. La ilusión había terminado en tragedia. Fue el final del más grande de los magos chinos.

Solo que no era chino. Su verdadero nombre era William Ellsworth Robinson y había nacido en Nueva York. El momento cumbre de su espectáculo era el efecto la bala atrapada: se disparaban varias balas contra Soo que, aparentemente, cogía al vuelo y luego caían sobre un plato. Hoy día muy pocos magos realizan este juego. La razón es obvia: es muy peligroso. Con la investigación policial se pudo descubrir cual era el truco utilizado por Soo. Su mujer daba a examinar la balas a los espectadores y las marcaban para que quedaran completamente identificadas. Cuando ella volvía la escenario, secretamente, las cambiaba por otras y entregaba las marcadas a su marido. Los mosquetes estaban preparados de forma que las balas nunca saliesen del cañón. Se escuchaba una explosión y se veía un flash de luz, momento que aprovechaba Soo para dejar caer las balas en el plato. La ilusión era completa.

Pero esa fatídica noche, si Soo había utilizado la técnica para impedir el disparo, un fenómeno natural inevitable como es la corrosión provocó el fallo del mecanismo y William Robinson, el gran Chung Ling Soo, murió por su arte.

Nota: La lista de magos muertos al realizar este truco, aquí.

Anuncios

Un comentario Agrega el tuyo

  1. lola fuentes dice:

    Es que quién juega con fuego….

    Me gusta

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s