Nuestro calendario

simbio-300289_300.jpg

Nuestra forma de contar los años es relativamente reciente. Data del año 1582 y el artífice del cambio fue el papa Gregorio XIII.

Hasta entonces la Europa cristiana seguía el calendario promulgado por Julio César que a su vez lo había tomado prestado de los egipcios. Ese año contaba con 365 días y cuarto, pero por desgracia esta cifra no es una buena medida del año solar real. Una vuelta completa alrededor del Sol le lleva a la Tierra 365 días, 5 horas, 48 minutos y 46 segundos. Esto quiere decir que el año egipcio tiene 11 minutos y 14 segundos más que el año solar.

Esta diferencia en tiempos de los faraones y los romanos no era excesivamente importante, pero con el paso de los años el error fue acumulándose hasta que en 1582 el día del equinoccio de primavera, el 21 de marzo, estaba desplazado diez días, al 11 de marzo.

Entonces entró en acción Gregorio XIII, el papa que será eternamente recordado por su pública oración de acción de gracias de 1572 tras la matanza de hugonotes sucedida el día de San Bartolomé. Gregorio XIII ordenó en la bula Inter gravissimas de 1582 que tras el 4 de octubre siguiera el 15 del mismo mes, con lo que al año siguiente el equinoccio de primavera fuera cuando debía ser, el 21 de marzo. Esto fecha era y es muy importante para la Iglesia pues el equinoccio de primavera define la fecha más importante de la cristiandad: el aniversario de la muerte y resurrección de Jesús. Y para impedir que este desfase volviera a suceder, el nuevo calendario, el calendario gregoriano, suprimió el día bisiesto en los años que terminaran en centenas a menos que fueses divisibles por 400.

La iglesia protestante se negó a aceptar esta reforma porque venía de Roma y no pudieron ser convencidas de la necesidad del cambio hasta el tardío año de 1752.Cuando el para Gregorio XIII decidió quitar esos diez días de 1572 hubo muchas protestas. Los criados exigieron su paga completa al final del mes reducido pero los amos se negaron y muchos ciudadanos se negaron a aceptar que sus vidas fueran acortadas por derecho papal.

Anuncios

12 Comentarios Agrega el tuyo

  1. Carlos M dice:

    si, por eso cuando nosotros celebramos a los reyes magos, los ortodoxos apenas celebran navidad

    Me gusta

  2. Pilar dice:

    El calendario gregoriano, me ha parecido leer en alguna parte. tiene defectos, entre ellos la diferente duración de los meses y alguna diferencia con el año real, por lo que se van acumulando segundos en el transcurso del tiempo.

    Otro defecto es que las semanas no se corresponden con los meses. Es cierto todo eso o es una tontería más que he leído por ahí?.

    No lo entiendo muy bien y por consiguiente no lo tengo muy claro.

    Me gusta

  3. lola fuentes dice:

    Muy complicado sí, pero como se explica en el post, la volutundad del hombre, es hacer un calendario, que no es otra forma, además de su obvia utilidad, que controlar, el tiempo. El ser humano, consciente de tener la “posesión” de un determinado periodo, poco, muy poco, para la historia de la humanidad, del mundo, del universo.

    Se nos da, pero ni tan siquiera, conocemos con exactitud la brevedad,¿qué hacemos con éste?

    Se quiere perdurar, quizá lo más “normal es dejando descendencia”, creación artística, obra literaria….. no caer en el olvido.

    Se vive muchas veces a un rimo frenético, todo es rápido, estamos en el on line rabioso……ganamos tiempo.

    ¿No será que luchamos contra nuestro peor enemigo y una forma sea la consecución de su control?

    Me gusta

  4. Aristogata dice:

    Podemos medir el tiempo, entre comillas, pero jamás controlarlo. Y todo es tan relativo; los buenos momentos se pasan volando, sin embargo los tragos duros… Y lo de poseer, otra ilusión más. Nos desenvolvemos más o menos y nada más. El calendario es un forma de ordenar solamente, algo que el ser humano, de alguna forma necesita, pero oreden no implica control, ni mucho menos posesión.

    Me gusta

  5. lola fuentes dice:

    El paso del tiempo puede ser subjetivo, los buenos momentos pasan rápidamene, los malos se hacen una eternidad, el tiempo es relativo.

    El comentario anterior, se basa bajo, un planteamiento de actuación a nivel subconsciente, ya que se indica que el calendario tiene la utilidad obvia,( que es ordenar el transcurso de éste).

    Pero si, el texto se descontextualiza, y a las palabras se les da un giro, desde luego carecen de valor o caen en el absurdo.

    ¿Por qué se crea el calendario? ¿Sölo por ordenar? ¿No es el ser humano, el único ser consciente de que su paso, es un camino hacia su final, hacia la muerte? ¿No sabe éste que tiene un determinado tiempo, por tanto la palabra “posesión”?

    ¿No es el hombre el único ser vivo, que tiene conciencia de su existencia, y qué ésta es limitádisima?

    ¿De verdad, el calendario sólo se crea para ordenar, simplemente sin más?. ¿Sólo por esta razón hay una historia sobre la creación del calendario?

    Por supuesto que no se puede controlar, pero ¿de verdad no se intenta? Y para cualquier control se necesita un orden.

    Me gusta

  6. Aristogata dice:

    Una cosa es intentarlo y otra muy diferente conseguirlo.
    Nivel consciente, nivel subsonsciente… es mucho más sencillo que eso.
    No olvidemos que cualquier forma de orden es al fin y al cabo una forma de poder.
    Podemos hacer historia absolutamente de todo, desde la producción del cacao a la de la cerámica a torno lento en el Darb al-Andalus y ¿por qué ? evidentemente existen muy diferentes objetivos y finalidades.
    Muchas de las cosas que se descontextualizan carecen de sentido.

    Me gusta

  7. lola fuentes dice:

    Sea una ilusión o no, todas las cosas tienen un sentido, y evidentemente el sentido del calendario es el deseo del hombre por controlar el tiempo. Por organizar su vida, y poner orden en el caos. Y lo demás sería repetirme. El control necesariamente no es poder, pero el poder sí necesita absolutamente del control.

    Me gusta

  8. homeless dice:

    de todas formas, orden, control…..calendario y tiempo….y la cuestión del tiempo es algo tan complejo….

    Me gusta

  9. Damián Isaac Meléndez Manzano dice:

    Hola, soy un estudiante de la licenciatura de Lengua y Literaturas Hispánicas de la Universidad Nacional Autónoma de México, y actualmente estoy en el proyecto de edición de la bula papal “Inter gravissimas” de 1582, escrita por Gregorio XII.

    Me gusta

  10. Damián Isaac Meléndez Manzano dice:

    Hola, soy un estudiante de la Universidad Nacional Autónoma de México, y actualmente estoy en el proyecto de edición de la bula papal “Inter gravissimas” de 1582, escrita por Gregorio XII.
    Apenas estoy en la revisión del estado de la cuestión, y parece que no hay una edición en español. Me gustaría que me informaran si es que hay alguna traducción. Y si no hay ningún trabajo, envíene por favor modos en los que pueda acceder a estudios vastos, o a buenas ediciones.

    Atentamente: Damián Isaac Melendez Manzano

    Me gusta

  11. luis alfonso escobar tovar dice:

    que maldad les acortaron la vida jejeje pobres

    Me gusta

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s